El PSE-EE pide que se replantee el proyecto de reorganización del barrio de Fanderia.

El municipio de Errenteria tiene problemas de movilidad muy importantes tanto desde la perspectiva del tráfico como desde la perspectiva del aparcamiento. Hay barrios del municipio de Errenteria con graves déficits en materia de movilidad y en los que es muy necesaria una intervención urgente como pueden ser los barrios de Iztieta-Ondartxo, Olibet-Casas Nuevas, Capuchinos, Beraun o Pontika.
En cuanto al barrio de Fanderia, consideramos que tiene casos puntuales de vehículos que exceden los límites de velocidad, así como inconvenientes puntuales con estacionamientos en doble fila y autobuses en la zona central del barrio, cuestiones estas, que se pueden mejorar ostensiblemente sin llegar a realizar todo lo diseñado en dicho proyecto. Por tanto, no vemos una necesidad tan urgente como para acometer un proyecto de esta envergadura tal y como se ha diseñado, ni por la intensidad de flujo de vehículos, ni por los problemas de aparcamiento.
En general, creemos que hay una falta total de planificación en materia de movilidad sostenible, lo que se ha hecho muy patente en lo que respecta a este proyecto. Se ha realizado un proyecto sin tener una planificación del municipio en materia de movilidad sostenible y solamente teniendo en cuenta la perspectiva del coche. Además, no se han tenido en cuenta las posibles repercusiones del mismo en el resto del municipio y no se han estudiado las consecuencias para los propios vecinos del barrio de Fanderia.
En cuanto al proyecto, por poner algún ejemplo, no compartimos el aumento que se plantea de tráfico por Darío Regoyos, lugar donde se realiza la vida del barrio y la instalación de aparcamientos en batería en la Avenida de Fanderia junto a las viviendas. Además de recortar la acera por el tipo de aparcamientos, aumentará considerablemente el ruido y los gases hacia las casas cuando existe otra acera menos utilizada. Asimismo, echamos en falta intervenciones en la Avenida Touring ya que en la misma se juntan diferentes instalaciones y actividades que producen problemas de tráfico.
Igualmente hay que tener en consideración el malestar generado en el barrio por una mala información y comunicación realizada en su momento, entendiendo que un tema de esta envergadura que modifica sustancialmente las condiciones actuales, debería trabajarse junto a los vecinos y vecinas del barrio.